networking
Networking: los 10 errores más comunes


Últimamente se habla mucho del networking, y su utilidad para encontrar trabajo. Más aún, hay gente que le atribuye una elevada importancia en contextos como, por ejemplo, un MBA. Pero ¿sabemos qué es el networking? ¿En qué consiste? A lo largo de esta entrada, te daré mi opinión sobre lo que es el networking, y cuáles deben ser sus características y, para hacerlo un poco más interesante, voy a hacerlo contando lo que no es el networking (como siempre, desde mi personal punto de vista).

1.- El networking te conseguirá un trabajo

networking relationship

Networking, cuestión de relaciones

Hala, ya está, la primera en la frente… Creo que es uno de los errores más comunes en esto del networking. La gente tiende a pensar que es algo para lograr un trabajo y que si lo cuidan, les brindará el puesto soñado. Bueno, puede que te consiga una oportunidad, pero si quieres cambiar de puesto, nada te libra de hacer los deberes y prepararte en condiciones para ello (ya hablaremos más adelante de esto, que da para mucho). En definitiva, piensa que una buena labor de networking puede conectarte con gente que tiene la posibilidad de recomendarte, o incluso de ofrecerte un trabajo, pero para lograrlo, debes hacer mucho más que conocer a unas cuantas personas.

2.- Sólo se hace networking en el trabajo o el master

Mentira gorda! El networking es algo que debes cultivar en tu vida social, sin restringirlo al ámbito profesional. De lo contrario, crearás una impresión de persona que sólo se mueve por el interés. Además, nunca sabes dónde vas a conocer a esa persona que te abrirá las puertas a nuevas posibilidades: puede ser en un encuentro profesional o en una conferencia sobre innovación, pero también podrías conocerla haciendo la compra en el supermercado (hasta los CEOs van al supermercado… sólo que puede que no al mismo que tú 😉 ). Si quieres crear relaciones, empieza por cambiar de actitud.

3.- El networking es una cosa de jefes

Por supuesto, hay diferentes niveles y, recién licenciado de la universidad, te va a costar relacionarte con directores generales, pero nada es imposible. Además, no deberías preocuparte del cargo que tenga la gente que vayas conociendo. Con el tiempo, conocerás a gente influyente, pero el objetivo es conocer a gente con la que tú te puedas relacionar, con la que te sientas cómodo.

4.- Solo nos interesa hacer networking con personas influyentes

Más de lo mismo… si sólo buscas influencia, mejor paga unos cuantos sobornos. Es muy fácil detectar a aquella gente que sólo se acerca a quien cree que tiene influencia. Lo primero es que no suelen generar una buena impresión y, para ahondar más en la herida… ¿Quién te dice que ese pez gordo que acabas de conocer vaya a querer usar su influencia para ayudarte? Sé humilde, el karma te recompensará 😛

5.- Es una herramienta para conseguir un objetivo

Con esto, estoy de acuerdo, sólo que no es el objetivo que piensas (si aún dudas, vuelve al error #1). El objetivo debe ser crear una red de personas con intereses y puntos de vista comunes o compatibles, y esto no sólo sirve para conseguir trabajo. Créeme, tener contactos te resultará útil antes o después, y debes cuidar de tus relaciones: si nunca echas una mano a la gente de tus círculos, no esperes que nadie te ayude con ese proyecto tan urgente que tienes que acabar en tiempo récord.

6.- Esto va de hacer contactos

networking relations

Construye tu red, y trabajala

Ya hemos hablado bastante de contactos… si eso es lo que te interesa, mejor ve a meetic. A partir de ahora, hablaremos de crear relaciones. ¿Por qué esta tontería? Bueno, puede que sólo sea un matiz, pero los contactos son los de la agenda de tu smartphone (incluyendo a aquel compañero del cole que lleva cinco años ahi grabado y al que nunca llamarás). Las relaciones implican un mantenimiento, un trabajo… son algo que te esfuerzas en crear y que está vivo, no un mero número de teléfono o registro en linkedin.

7.- Para eso está Linkedin

Bueno, puede usarse para eso, pero el uso habitual de linkedin no constituye networking en si mismo. Como acabamos de ver, tener tropecientos contactos no es networking. Es verdad que Linkedin es una herramienta muy útil, donde puedes mantener tus relaciones, cuando tu ritmo de vida te impide hacerlo en persona. Además, los grupos de Linkedin son una herramienta maravillosa para aportar algo a las comunidades que te interesan, y donde un gran número de profesionales está dispuesto a echarte una mano. Pero no pierdas de vista que la interacción es necesaria, tanto online como en persona (si tu horario te lo permite, esto último es lo ideal, y mucho más poderoso).

8.- Puedo crear una red muy extensa y acudir a ella cuando necesite algo

¿Qué dijimos acerca de las relaciones? Has de mantener un quid pro quo. Aunque al principio esto pueda funcionarte, a la larga, el karma se vengará de ti, y te tacharán (adecuadamente) de aprovechado, con lo que pasarás de tener una extensa red de contactos relaciones, a tener una horda de detractores. Siembra para recibir, si prefieres verlo asi…

9.- Sólo debo relacionarme con compañeros y superiores

No se por qué he dejado esto tan para el final pero, para mí, constituye un pecado capital. Solo deberías plantearte lo siguiente… Cuando estés en un apuro y necesites que alguien te ayude ¿Quién crees que tiene más probabilidad de hacerlo? Quizás seas un afortunado con un jefe comprensivo, pero seguramente sea más habitual que algún compañero, o subordinado te ayude a superar el trago… si antes has hecho los deberes.

10.- El networking va de incluir a gente nueva en mis círculos

Habitualmente esto será una consecuencia, pero no sólo va de esto. Casi más importante es que cultives tus relaciones con aquellas personas que ya forman parte de tus círculos profesionales. No te conviertas en un agregador compulsivo porque, como ya dijimos, los contactos sin interacción, son estériles (creo que esto también podría aplicarse a las webs de contactos… pero mejor no vayamos por ahí 😉 ).

 

mandamientos del networking

El decálogo del networking

En definitiva, esto es lo que opino sobre lo que podríamos llamar Los 10 Pecados Capitales del Networking que, como todo decálogo, siempre puede reducirse a su componente fundamental:

Construye una red de relaciones profesionales y manténla adecuadamente. Trata a los demás como quieres ser tratado y lo demás vendrá solo.

Si te ha gustado esta entrada ¿Por qué no me echas una mano para difundirla en las redes sociales? Como siempre, debajo encontrarás los botones para enviarsela a tus contactos. No seas tacaño, recuerda, el karma… 😉

Opt In Image
TE HA PARECIDO INTERESANTE?
SUSCRIBETE Y NO TE PIERDAS NINGUNA ENTRADA!!

Suscríbete y recibe un correo cada vez que se publique una nueva entrada!!!

Colabora y utiliza los botones bajo este cuadro para enviar la entrada a tus redes sociales

The following two tabs change content below.
Francisco Benito López es el creador de este blog y autor pricipal. Ingeniero Industrial. Master en Electrónica. Global MBA en IE Business School y +Module en TI e Innovación Digital. Interesado en tecnología, marketing y negocio. Geek a tiempo completo.

Latest posts by Francisco Benito (see all)

Trackback para esta entrada: aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *